Esmeraldas.- En un operativo desplegado durante la madrugada del jueves 27 de abril, en las provincias de Esmeraldas y Orellana, agentes de la Dirección Nacional de Delitos contra la Vida, Muertes Violentas, Desapariciones, Extorsión y Secuestros (Dinased), en conjunto con la Unidad de Criminalística, Grupo de Intervención y Rescate (GIR) y Fiscalía, detuvieron a cuatro sospechosos del delito de secuestro y extorsión, con resultado de muerte de la víctima.

Los sospechosos fueron identificados como Luis M., Segundo P., ambos de nacionalidad colombiana y Luis C. y Elsa C., de nacionalidad ecuatoriana.

La tarde del pasado 21 de febrero de este año, la víctima identificada como Segundo Casimiro C., de 64 años de edad, habría salido en su vehículo a realizar un flete en el cantón San Lorenzo, provincia de Esmeraldas. A la mañana siguiente sus familiares empezaron a recibir llamadas extorsivas, exigiendo la cantidad de 5 mil dólares americanos a cambio de dejarlo en libertad.

El hecho se puso en conocimiento de la Dinased, a través de la Unidad Antisecuestro y Extorsión (Unase) y de inmediato se iniciaron las labores investigativas y mediante operaciones policiales, se pudo conocer que los presuntos secuestradores habrían atentado contra la vida de Segundo Casimiro C.

En el proceso investigativo, el 31 de marzo se encontraron los restos óseos de la víctima en la vía Mataje, del cantón San Lorenzo, los mismos que fueron sometidos a pruebas antropológicas forenses para confirmar su identidad.

Los cuatro sujetos sospechosos del crimen, fueron puestos a órdenes de la Justicia, por el presunto delito de secuestro extorsivo con resultado de muerte. Se espera que en las próximas horas, se lleve a cabo la audiencia de formulación de cargos, en contra de los procesados. (I) Informe policial

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC) presentó el libro: “Reconstuyendo las Cifras luego del sismo – Memorias”. Esta publicación de 228 páginas, detalla el trabajo impulsado por el Gobierno, sector por sector, luego del terremoto del 16 de abril de 2016, que afectó especialmente a las provincias de Manabí y Esmeraldas.

En el texto se puede encontrar, con detalle, varias cifras que dan cuenta de lo ocurrido y la manera cómo fue enfrentado desde diferentes instancias del país, como: los litros de agua entregados por cada tanquero en los albergues de las provincias de Manabí y Esmeraldas; el número de desaparecidos; la cantidad de militares, policías y socorristas movilizados; el porcentaje de afectación de las plantas de energía y el de hogares que se consideran damnificados; los metros cúbicos de demoliciones realizadas, entre otros.

El INEC también detalla que el terremoto no afectó el funcionamiento de las refinerías (Esmeradas, La Libertad y Shushufindi). Además, describe cómo, luego del sismo, los aeropuertos estaban operativos y las vías, en su mayoría, eran transitables.

Esos datos, como una memoria histórica, se detallan en este trabajo que fue presentado a la ciudadanía a propósito de cumplirse un año de una de las peores tragedias que enfrentó el país en los últimos 70 años. Según la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades), el costo de la reconstrucción de las afectaciones en las provincias de Manabí y Esmeraldas superará los 3.300 millones de dólares. /GFS/El Ciudadano (I)

Ante las constantes quejas de la cancha del estadio Rumiñahui en Sangolquí, la FEF suspendió el escenario deportivo hasta su mejoramiento.
 
"La Comisión de Escenarios (de la Ecuafútbol) fue a inspeccionar y el asunto es claro. El informe de la Comisión de Escenarios dice esto (que debían suspenderlo)”, informó en primera instancia la entidad futbolística.
 
Profundizando, la FEF dijo: “El Gerente de AFNA (Nicolás Vega) tiene la libertad de pedir una reunión con la Comisión de Escenarios (como representante de la asociación a la que pertenece el escenario) y le explicarán la parte técnica: los desniveles, huecos y todo eso que parece que tiene ese estadio".
 
"Yo lo pedí porque yo soy el que recibe las quejas de todas las personas que van a ese estadio. Fue un pedido de la presidencia", de esta manera se jugará este compromiso en el estadio Folke Anderson de la ciudad de Esmeraldas este sábado a las 15:30 pm. (D) Fuente Estadio.ec

El terremoto del 16 de abril de 2016 sacó a relucir no solo la fortaleza del pueblo ecuatoriano, sino también la oportuna reacción del Gobierno ante una catástrofe considerada como una de las peores experimentadas por el país en décadas. El sismo cegó 659 vidas y dejó daños por alrededor de 3.400 millones de dólares.

Luego de atender lo urgente (levantar albergues, dotar de vituallas y víveres, curar heridos, reestablecer las comunicaciones, etc.), el régimen se concentró en la reconstrucción de las zonas afectadas y la dotación en las zonas afectadas de una infraestructura mucho mejor que la que existía antes del movimiento telúrico de 7,8 grados en la escala de Richter.

Es así como casi un año después, la inversión desplegada en la zona llega a 2.410 millones de dólares. Este monto se desglosa en los siguientes rubros: en viviendas nuevas y reparadas, USD 508 millones; en vialidad, USD 431 millones; en nueva infraestructura educativa son USD 200 millones; en bonos de atención emergente, USD 102 millones; en salud, USD 170 millones de dólares; en regeneración urbana, USD 277 millones; en Agua Potable y Saneamiento, USD 83 millones; en electricidad, USD 135 millones; en infraestructura para la reactivación productiva, USD 86 millones; en créditos de la banca pública, USD 121 millones; compensación para los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD), USD 102 millones; en proyectos de los GAD, USD 86 millones; y en remediación ambiental, USD 109 millones.

La Secretaría Técnica de Reconstrucción destaca que se realizan nuevos estudios de infraestructuras afectadas por el terremoto, por lo que se ha considerado la incorporación de un crédito chino por 1.000 millones de dólares, como una nueva fuente de recursos para la reconstrucción. Con este dinero, explica la Secretaría, se financiarán obras de infraestructura educativa, hospitalaria y de regeneración urbana en ciudades como: Pedernales, Bahía de Caráquez, Jama, Canoa, entre otras. Esto, sin duda, aportará al turismo y la reactivación productiva sostenible. /GFS/El Ciudadano

Durante los días y semanas posteriores al terremoto del 16 de abril de 2016, las unidades del Ministerio de Salud Pública (MSP) atendieron 5.454 casos de emergencias y realizaron 17.841 intervenciones hospitalarias y ambulatorias.

Inmediatamente, con el apoyo de otras instituciones y países desplegó cinco hospitales móviles: uno en Portoviejo, dos en Chone, uno en Bahía y uno en Pedernales. También se trasladaron a la zona de desastre 19 unidades móviles generales, cuatro unidades móviles quirúrgicas y 52 ambulancias.

Ya en el mediano plazo, el MSP debió aplicar una estrategia de reconstrucción del sistema de salud en los sitios afectados, pues debido al sismo 13 establecimientos de salud no tuvieron capacidad inmediata para operar. Algunos de ellos incluso quedaron destruidos, como los hospitales de Chone y Bahía de Caráquez, en la provincia de Manabí, y el de Muisne, en la provincia de Esmeraldas.

Un año después, la movilización oportuna de recursos por parte del Gobierno Nacional permitió que, en la provincia de Manabí, los hospitales de Chone y Bahía de Caráquez estén listos para su reedificación y el de Manta para su repotenciación. También se terminaron ya los estudios para la construcción del Hospital Básico de Pedernales, con capacidad de 30 camas, y la repotenciación del Hospital Verdi Cevallos, en Portoviejo. Adicionalmente, en mayo culminará la repotenciación de la consulta externa del nuevo Hospital de Especialidades de Portoviejo, con capacidad para 528 camas.

En lo que respecta a los centros de salud, Manabí cuenta con cinco nuevos establecimientos: tres de tipo C, ubicados en las localidades de Manta, Tosagua y Chone; un centro de salud tipo B en Cojimíes; y uno de tipo A en Cheve Arriba, cantón Pedernales. Estos establecimientos se suman a los centros tipo A existentes en El Aromo, Bajo La Palma y La Mocora. Se tiene planificado para este año la construcción de cuatro centros de salud adicionales: tres de tipo B en Olmedo, El Carmen y San Bartolo; y uno de tipo A en Jipijapa.

Los centros de salud se diferencian entre A, B y C según el tamaño y ubicación de la población a la que atienden. Los de tipo A pueden ser urbanos y rurales, y atienden en sitios de hasta 10.000 habitantes; los de tipo B son urbanos y rurales, y están en lugares de hasta 50.000 personas; y los de tipo C son solo urbanos, sirven a poblaciones de hasta 50.000 personas y ofertan una mayor cantidad de servicios y especializaciones médicas.

Los resultados de esta acción gubernamental son evidentes. Antes del terremoto Manabí tenía 902 camas y ahora dispondrá de 1.337 camas. Además, el número de centros de salud se incrementó en cuatro veces.

“Fue un momento difícil que logramos superar y más con el nuevo centro de salud que está muy cerca de nuestro hogar, el cual ayuda a personas con diferentes problemas de salud. En mi caso tengo diabetes e hipertensión y requiero controles constantes. Antes tenía que trasladarme a lugares distantes para atenderme”, indicó Zoila Reinoso habitante de Tosagua.

En cuanto a la provincia de Esmeraldas, también se registran mejoras en atención y edificaciones. Con la nueva infraestructura hospitalaria, en Esmeraldas habrá un aumento del 50 por ciento en el número de camas, pues pasará de las 282 que había antes del sismo a 420 camas.

En este lapso, se entregó el Hospital Delfina Torres de Concha, con capacidad de 231 camas, y están por terminarse los centros de salud tipo B de Ónzole y tipo C de Muisne. Estos se sumarán a los cuatro centros de salud tipo C de San Lorenzo, Rioverde, San Rafael y Las Palmas.

Se tiene previsto la construcción de cuatro centros de salud adicionales: uno de tipo B en Atacames; y tres de tipo C en Borbón, Limones, y Muisne. Este último remplazará al Hospital Básico que se destruyó completamente.

Cabe destacar que a 12 meses de la tragedia el MSP brinda atención constante a los ciudadanos ubicados en albergues, refugios y comunidades, a través de los Equipo de Atención Integral de Salud (EAIS) desplegados en territorio. Los EAIS llevan también actividades de promoción, prevención, recuperación, rehabilitación y cuidados paliativos, además de atención prioritaria y ayudas técnicas necesarias para grupos vulnerables como niños, embarazadas y personas con discapacidad.

En este proceso, se reforzaron las acciones de control vectorial en todos los distritos priorizados. Esto implicó la realización de campañas de vacunación y el refuerzo de la vigilancia sanitaria para evitar la proliferación de epidemias.

Es así como el MSP nunca dejó de prestar atención en las zonas afectadas por el sismo, gracias a la activación inmediata de planes de contingencia./HP/El Ciudadano

En honor a los 671 fallecidos por el terremoto de 7.8 grados Richter, que se registró el 16 de abril del 2016, varias ciudades de la costera provincia de Manabí realizarán un minuto de silencio este próximo domingo, a las 18:58. A esa hora, hace un año, ocurrió la tragedia que dejó miles heridos, albergados y edificaciones afectadas en esta provincia, al igual que en Esmeraldas y otras provincias.

Para recordar el primer año de este evento, las autoridades manabitas organizan misas, caminatas, rezos y presentaciones artísticas en honor de las víctimas, a quienes participaron en las labores de rescate y que ayudaron de alguna manera a los afectados. Uno de esos homenajes es el que organiza el Gobierno Provincial de Manabí, denominado Mis Respetos Manabí.

Se trata de una presentación con varios artistas musicales y que, además, se transmitirá en vivo por la cuenta de Facebook de esta entidad. Para el domingo, también se ha previsto una misa y una marcha en honor a las víctimas en Manta. La caminata masiva se iniciará en la plaza cívica Eloy Alfaro a partir de las 16:00. Culminará en el parque de El Rosario con una eucaristía.

Después de la misa se develará un memorial con los nombres de los fallecidos. Luego, tras el toque de dianas se pedirá un minuto de silencio. En Pedernales, epicentro del sismo, se prepara la entrega de una ofrenda floral en el monumento a los caídos, a las 08:30 del domingo. A las 16:00, la Orquesta Sinfónica Nacional y el Coro Lírico de Montecristi darán una presentación. Y a las 17:30 será la misa campal en el Parque Central. En Portoviejo se hará a las 17:30 del domingo una misa campal entre las calles Pedro Gual, Chile y Ricaurte. A la misma hora que ocurrió el sismo el 16 de abril se lanzarán 2 000 globos blancos. (I) Fuente El Comercio 

El estado de excepción se extenderá por 60 días más en las provincias de Manabí y Esmeraldas. Esto no solo porque aún persisten efectos adversos producidos tras el terremoto del 16 de abril de 2016 y sus réplicas, sino también por la situación derivada por la estación invernal.

En el Decreto_1364, firmado por el Presidente de la República, Rafael Correa, se precisa que según un informe del Ministerio Coordinador de Seguridad se establece que, a pesar del gran esfuerzo nacional, todavía quedan 3.608 personas que permanecen en albergues oficiales, quienes aún requieren de la atención del Gobierno Nacional.

También se indica que los procesos de demolición de las edificaciones destruidas o inhabilitadas y la remoción de escombros deben continuar para garantizar la seguridad en esas zonas. Esta situación se ha vuelto más compleja debido a la presencia de fuertes lluvias en las dos provincias. JV/El Ciudadano (I) 

Aquellas imágenes de dolor y destrucción se revivirán en los ecuatorianos este domingo, al cumplirse un año del terremoto de magnitud 7,8 que dejó 671 muertos, unos 12.000 damnificados y 69.000 edificaciones afectadas, la mayor parte en Manabí y Esmeraldas. Fueron 42 segundos devastadores.

La ayuda básica y solidaria llegó enseguida, como las carpas que aún sirven como refugio en los albergues temporales administrados por el Gobierno, pero que cada día que pasa resultan más incómodas para decenas de damnificados.

Son 3.600 personas (930 familias) las que aún viven en 15 albergues (10 en Manabí y 5 en Esmeraldas), según el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) al 7 de abril.

Lídice Larrea, titular de esta cartera, destaca que estos refugios se convirtieron en hogares para los afectados.

Quienes viven en albergues de Pedernales, Jama y Canoa señalan que es un ‘techo’ donde reciben las tres comidas diarias, kits de aseo mensuales, atención de salud, apoyo pedagógico, servicios básicos, seguridad, y están agradecidos por ello. Pero hay quienes ya quieren salir: “Es una carpa pequeña muy calurosa donde solo tenemos las camillas en las que dormimos, era temporal pero ya es un año”, comenta Santa, quien vive junto con su esposo y siete hijos.

Tanto ella como sus vecinos viven con la esperanza de recibir las ‘casitas’, como las llaman con cariño, ofrecidas por el Ministerio de Vivienda (Miduvi). La noticia de que el domingo 16 entregarían las primeras casas de la urbanización Ciudad Jardín Nuevo Pedernales hace soñar de nuevo a los habitantes de Pedernales 1 y 2.

En el 1, donde hay 93 familias con 425 habitantes, la gente desconoce el listado de los beneficiados. “Aquí nos han tratado bien, pero no se puede estar adentro porque nos sofocamos, por eso salimos a ver en qué se puede trabajar”, dice Ramón Manzaba, quien convive con su esposa, cuatro hijos, su padre y un hermano.

A unos 150 metros de Pedernales 1 está la urbanización, la cual tendrá 368 departamentos adosados en bloques de cuatro unidades. El domingo se entregarán 48, afirma José Dávila, de la contratista Dugoler. Cien más se darán el próximo viernes 21 y hasta el 26 de mayo las restantes, afirma Dávila.

Hasta el 3 de abril, el Miduvi ha levantado 22.513 viviendas a nivel nacional y están en construcción 11.816 más.

La ministra Larrea ratifica que antes de que finalice el gobierno del presidente Rafael Correa se cerrarán todos los albergues, dando soluciones como una vivienda en un terreno urbanizado por el Estado, una casa en terreno propio o un bono de salida al momento de no aplicar a tener una vivienda.

En Canoa hay un campamento con 75 familias (308 personas), mientras que en Jama hay tres, en uno de ellos (Jama centro) viven 31 familias (120 personas). El 31 de marzo cerraron el albergue de El Matal, donde había 74 familias.

Felícito Leones, de 70 años, sale del albergue de Canoa a paso lento por una dolencia en las rodillas, el martes 11. “Ha sido duro (vivir ahí), (la carpa) es un horno, no se aguanta, por eso solo venimos a almorzar o solo a merendar y nos quedamos a dormir. Ya queremos que nos den las casitas”, expresa.

En cambio, los esposos Rígido Esmeraldas y Sebastiana Valencia se muestran agradecidos porque ya recibieron la construcción de su casa en su terreno, a fines de enero. “Estamos bien, la casa es pequeña pero cómoda”, dice Valencia. Ahora espera que cumplan con el ofrecimiento a sus tres hijos con sus familias.

En el albergue de Jama centro, Albania Solórzano, que padece de epilepsia, dice que ya quiere dejar atrás la carpa donde se acomoda con sus pequeños hijos. Afirma que hay algunas deterioradas y cuando llueve se forma un lodazal.

Fuera de los albergues hay familias que han recibido la construcción de viviendas en el terreno donde estaban sus casas; otras levantaron sus viviendas y locales con su esfuerzo, y algunas aún esperan por las ‘casas’ en chozas improvisadas o con toldas plásticas. (I)

Fuente El Universo

930
Familias
damnificadas por el terremoto están en 15 albergues, en Manabí y Esmeraldas.

Los servicios fueron de primera, la atención fue de primera... Vamos a terminar este periodo de gobierno del presidente Rafael Correa con cero albergues del terremoto...
Lídice Larrea, ministra del MIES

Mi hijo está en el albergue (Jama centro), yo sigo en mi casa. Del Miduvi vinieron el 15 de enero y dijeron que regresarían a construir la casa, pero no han vuelto.

La vigencia del Código Orgánico General de Procesos (COGEP) promueve la resolución oportuna de juicios y fortalece los mecanismos alternativos de solución de conflictos.

 

Así lo indicó el Presidente del Consejo de la Judicatura (CJ), Gustavo Jalkh, durante un conversatorio con autoridades y periodistas de Esmeraldas, donde expuso las cifras de la gestión judicial en la provincia.

El encuentro se cumplió este 10 de abril y a él asistieron aproximadamente 120 personas, entre ellas estuvieron abogados en libre ejercicio y habitantes de esa ciudad.

En su intervención, el doctor Jalkh señaló que, con la aplicación plena del COGEP, en mayo de 2016, los tiempos procesales mejoraron en todo el país.

En Esmeraldas por ejemplo, las causas de Familia Mujer Niñez y Adolescencia, fueron resueltas en 54 días en promedio. Situación similar en los juicios de Trabajo, que tuvieron sentencia en 124 días aproximadamente; y los de lo Civil, que se tramitaron en 97 días.

En cuanto a Mediación, la provincia tiene uno de los niveles más altos de efectividad ya que en el 92 % de casos que van a una audiencia, las partes involucradas llegan a un acuerdo a través del diálogo y con ello se descongestiona el trabajo de los jueces.

El titular del CJ destacó el trabajo realizado para lograr la transformación del sistema de justicia de esa zona del país que en 2012, contaba con ocho jueces por cada 100 mil habitantes y que hoy, con 11.2 administradores de justicia, se acerca al promedio nacional que es de 12.

El doctor Jalkh afirmó que en Esmeraldas, el trabajo judicial se ha incrementado de forma notable a tal punto que ahora se encuentra en cuarto lugar en el ranking de productividad a nivel nacional.

De igual forma, explicó que hace cinco años el 70 % de audiencias convocadas en materia Penal no se realizaban. En la actualidad, apenas el 6 % de estas diligencias falla.

Otras actividades en la provincia de Esmeraldas

En el marco de la visita a Esmeraldas, el doctor Jalkh y otras autoridades del CJ recorrieron la Unidad de Vigilancia Ciudadana - Unidad de Flagrancia de esa ciudad. Además, mantuvieron una reunión de trabajo con los jueces de la provincia. (I)

El estadio Folke Anderson de Esmeraldas podría ser el escenario para que Independiente del Valle reciba a clan Juvenil en la fecha 11 del campeonato ecuatoriano de fútbol.
 
 
La directiva del elenco del Valle hizo la solicitud pertinente a la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) y la Asociación de Fútbol de Esmeraldas pidió a la Comisión de Escenarios Deportivos la calificación del estadio.
 
De ser aprobada dicha solicitud, Independiente del Valle será local el domingo 23 de abril en el Folke Anderson para recibir a Clan Juvenil.
 
Cabe recordar que Independiente del Valle notificó que no jugará sus partidos de local en el estadio General Rumiñahui de Sangolquí debido a las malas condiciones que presenta la cancha.  (D) Fuente Ecuavisa 
Página 1 de 37

 

 

 

 

 

.....................................................................................................

.

_________________________________________________________

optica

logop.fw

Teléfono: 052-780-787

mail: info@aldia.com.ec

Celular: 0997151726

whatsapp: 0997151726

Dirección: Quevedo vía Valencia a una cuadra del Banco Pichincha de San Camilo

Babahoyo C.C Bahía Calderón Av. 6 de Octubre.

Boletín de Noticias

Registrese y reciba las ultimas noticias en su correo